Decide y actúa

A veces no alcanzamos nuestros propósitos, simplemente porque no hemos decidido realmente alcanzarlos:

“Me gustaría, pero es complicado…”,

“Quisiera, pero no es el momento, quizá más adelante…”,

“Sería estupendo si, pero no sé si podré…”

Decidir significa comprometerse y ser consciente de qué vamos a obtener y qué vamos a dejar atrás cuando cumplamos el objetivo. Significa actuar de manera consciente y planificada.

Decide qué puede hacerse y se hará, y entonces hallarás la manera”.

Abraham Lincoln

Esta frase resume perfectamente la esencia de lo que puedes esperar del coaching

1.“DECIDE”: Eres libre de elegir qué quieres obtener, qué deseas alcanzar.

Escribe en un papel tu objetivo concreto, ha de ser algo que dependa fundamentalmente de ti, redáctalo de la forma más sencilla y detallada posible y de modo que sea medible, para que sepas con seguridad cuándo lo has alcanzado. Establece también en cuánto tiempo lo conseguirás. Y recuerda, es un compromiso contigo mismo que has de mantener hasta que lo cumplas; así lo has decidido.

2. “HALLARÁS LA MANERA”: piensa en el CÓMO.

Establece un plan de acción con fechas y adjudica a cada actuación los recursos que necesitas. Pueden ser tus propios recursos, materiales o no, o recursos que provengan de otras personas, pide ayuda, si lo necesitas. ¿Y qué vas a hacer cuando surja un obstáculo? Recuerda, siempre hay una manera, la hallarás.